¿Vivimos el fin de los métodos tradicionales de marketing y publicidad?

Hoy día cualquier persona puede tratarse a sí mismo como un producto, gracias a las redes sociales vendemos nuestra imagen como mejor nos parezca, le damos a nuestros seguidores una marca de nosotros mismos, con lo que mostramos y con lo que escribimos, con todo contenido que publicamos. ¿Qué pasa entonces cuando queremos tratar con servicios reales y no con nosotros mismos? Pues, las redes sociales se han convertido en la herramienta idónea para incursionar en el mundo de la publicidad, del marketing y a fines.

Todo el mundo tiene acceso a las nuevas tecnologías que nos ofrece la red, no necesariamente es algo bueno, sin embargo es muy útil para quien quiera enviar un mensaje, es por eso que cada vez es más común que nuevos consorcios, restaurantes, pequeños negocios de ropa y servicios de cualquier tipo nos empiecen a seguir, esto con el fin de conseguir nuevos followers y clics. Siendo de esta manera, ¿Qué ocurre con los métodos de marketing tradicionales, más específicamente, que ocurre con las campañas ATL y BTL? De primera cuenta la impresión podría ser que van siendo algo del pasado, algo cada vez más hundido en las nuevas alternativas que surgen para hacer llegar a nuestros targets el mensaje que queremos enviar.

Para iniciar, es justo aclarar para los menos entendidos los conceptos ATL y BTL, aunque si llegaste acá querido lector, es porque manejas perfectamente estos temas. Sin embargo, siempre es bueno refrescar nuestros conocimientos. Entendemos por ATL las siglas de Above the Line (sobre la línea) el tipo de campaña que se realizan sin preocuparse por los gastos, es decir, grandes campañas por distintos medios usualmente masivos, normalmente su target es enorme. Por otro lado, tenemos las campañas BTL, o sea, Below the Line, que es lo contrario a lo ya explicado, son aquellas que no cuentan con un presupuesto elevado y sin embargo y por lo general, suelen ser más creativas y de impacto directo con el P.O. (público objetivo), suelen estar directamente vinculados a estos por lo que su feedback es casi inmediato.

Dicho esto, es un error pensar que estos métodos clásicos estén desapareciendo, todo lo contrario, en un mundo cada vez más inclinado a la globalización, estos tienen más fuerza y son día a día más comunes y eficientes. Es más apropiado ver el uso de redes sociales como un método BTL utilizado usualmente por Community Managers, freelancers, o sencillamente personas que se embarcan en este mundo para llevar su marca al público. Aunque sea un método bastante eficaz, no quiere decir que no hagan falta ciertos sacrificios económicos, para ejemplificar podemos decir que una persona que ya tiene cierto tiempo administrando los perfiles de un restaurante y una farmacia y que ya cuenta con más de 3k de seguidores en cada cuenta, puede empezar a invertir en su servicio, adquiriendo equipos que mejoren su labor, como una cámara profesional, un smarthphone capaz de mover una gran cantidad de apps que agilicen el trabajo y material a fines lo que garantiza el norte de este nuevo empresario.

Podemos concluir que hoy no es justo decir que la publicidad pierde elementos, todo lo contrario, este es un mundo cambiante que se renueva día a día, cada vez más personas tienen nuevos accesos y herramientas para publicitar su marca, producto y servicio; las alternativas clásicas siguen allí con más fuerza y las nuevas solo fortalecen a las que ya están, en esto consiste la globalización.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.